7 claves para crear un espacio de trabajo productivo

El Otoño nos invita a renovarnos y reenfocarnos, así que Anna Simonet, interiorista, decoradora y deco coach en Anna and Co, nos ha dado las pautas para crear un espacio de trabajo inspirador y productivo.  Y es que tanto si trabajas por cuenta ajena, por cuenta propia, en una oficina, en casa o en un espacio de coworking, optimizar tu espacio de trabajo siempre te será beneficioso.

Aquí tienes sus 7 puntos que podrás empezar a trabajar hoy mismo:

1. Tus necesidades y tus objetivos:

En esta primera fase, vas a hacer un poco de trabajo de observación para poder responder a las siguientes preguntas:

  • ¿Qué palabra te viene a la cabeza cuando piensas en tu espacio de trabajo ideal?
  • ¿Cómo te quieres sentir en tu zona de trabajo?
  • ¿Qué es lo que echas en falta en tu actual espacio de trabajo?
  • ¿Qué es lo que más te frustra en tu oficina?
  • ¿Qué es lo que te hace perder más tiempo?
  • ¿Cuál es tu objetivo cuando te sientas a trabajar: concentrarte, inspirarte, crear, …?
  • ¿Qué es lo que más te gusta de tu despacho?

Al responder a estas preguntas, tendrás unas pistas muy valiosas. Verás qué necesitas para conseguir tus objetivos. Te sugiero que cojas papel y boli y anotes:

“Necesito un espacio de trabajo ………, ………… y ……….. para conseguir …………., ………… y …………”

Añade también tu lista de condiciones: “Quiero: ………… ” y “No quiero: ……….”

oficina-productividad-decocoaching-1Estilismo de Ikea

2.Moodboard y estilo

Empieza a crear tu moodboard.

Un moodboard es una herramienta que te permitirá tener las ideas más claras y poder visualizarlas de forma más real. Te permite transmitir tanto las ideas como las sensaciones que quieres conseguir, y puedes construirlo física o digitalmente.

Si formas parte de la comunidad Extraordinaria desde hace tiempo, seguramente crear un moodboard no tendrá misterios para ti. Pero si nunca te has lanzado a esta tarea, ¡hoy es el día!

Así que, ¿cómo se hace un moodboard?

  • Comenzarás eligiendo las palabras que transmiten el estilo de tu workoffice y el cómo te quieres sentir allí (no te pases con las palabras, tendrás que ir a lo esencial: elige unas 5 palabras). Escribe también un título para tu moodboard.
  • Luego, comienza la parte divertida: ir recopilando imágenes, objetos, materiales y cualquier detalle que te emocione y te ayude a transmitir aquello que deseas. Para esta fase, crea un nuevo tablero en Pinterest y seguro que echará humo.
  • Busca un soporte para montar el moodboard, juega con los elementos y el espacio en blanco. Vas a necesitar un poco de tiempo para filtrar ideas, imágenes, colores y textos. De nuevo, te recomiendo ir a lo esencial y buscar únicamente aquellos elementos del moodboard que van a ayudarte a plasmar y transmitir lo que deseas.
  • Luego, ya podrás ir pegando y fijando los elementos a tu base en caso de que el moodboard sea físico.

Acabamos de resumir al máximo el proceso pero podríamos hablar mucho sobre ello. Si te interesa saber más no puedo dejar de recomendarte la web de una Extraordinaria que me enseñó muchísimo sobre moodboarding: Eclectictrends de Gudy Herder.

oficina-productividad-decocoaching-2Moodboard de Gudy Herder, autora del blog Eclectic Trends

Bien, ahora que ya conoces tus necesidades, tus objetivos y tienes tu moodboard en mano, vas a definir tu estilo. Podríamos haber definido el estilo antes de crear el moodboard pero es interesante basarse más en lo visual y en las emociones que en una definición que quizás te limite a la hora de crear tu moodboard.

Toma papel, boli y pregúntate:

  • ¿Cómo definirías el estilo de tu workspace?

No te limites a expresiones como “estilo nórdico” sino trata de ir más allá. Puedes incluso inventarte nombres, por ejemplo, “estilo tipo nórdico pero acogedor con aires étnicos, ambiente un poco industrial y vintage”. ¿Ves por dónde voy? Definir tu estilo con tus propias palabras te ayudará avanzar en el proyecto.

oficina-productividad-decocoaching-4Nuevas oficinas de Don Fisher  via Nasualua

3.Los colores

El moodboard ya te habrá dado una buena indicación de los colores que te apetece tener en tu espacio de trabajo. Pero antes de decidirte, puedes volver al paso 1: tus necesidades y objetivos.

  • ¿Tu trabajo requiere concentración y calma? Ya sabrás que los colores claros, neutros, el blanco y los pasteles son los adecuados.
  • ¿Tienes que activar tu energía y dinamismo? El naranja o el amarillo te pondrán las pilas.
  • ¿Tienes que potenciar al máximo tu creatividad? Te aconsejo tener un color dominante neutro y un gran espacio de inspiración dónde irán cambiando los colores, las imágenes…

Nota extra: Ten en cuenta el color de tu suelo y de los muebles ya están en el espacio. Quizás sea hora de pintar paredes, la puerta, la cómoda y por qué no, poner una alfombra grande para el suelo…

oficina-productividad-decocoaching-7Oficina de Lauren Conrad

4.Distribuir el espacio

Sé que no siempre es fácil darse cuenta de cómo va a resultar un espacio. Decidirse por una distribución puede resultar complicado. Para ayudarte, te voy a contar un truco muy sencillo:

  • Dibuja a mano alzada tu espacio y después de medirlo, añade a tu dibujo las medidas.
  • Dibuja ahora a escala el plano de tu zona de trabajo. Puedes hacerlo con un escalímetro o, si no tienes, haz una regla de 3 (“si 1 metro equivale a 3 centímetros, entonces 50 centímetros equivalen a…”)
  • Aparte de tu plano, recorta (también a escala) la mesa, la silla y los demás elementos. Ahora puedes ir colocando los muebles en el plano e ir encontrando una armonía para tu espacio.

Te darás cuenta de cómo queda la proporción. También verás el tamaño ideal de tu mesa y quizás decidas que es hora de cambiar de escritorio. En este punto, también decidirás el estilo de organización que darás a este espacio: todo ordenado en cajones, una estantería, unas cajas, unos clipboards en la pared, etc…

OLYMPUS DIGITAL CAMERAOficina de Anna-Sophie de So Deco

5.La mesa y la silla

Es obvio, la elección de tu mesa y de tu silla es muy importante para tu espaldita así que aunque quieras la silla tendencia muy mona, si no va a ser comodísima, mi consejo: olvídate. Estos 2 elementos son esenciales para tu salud, para tu bienestar y también para tu concentración.

  • Tu mesa tiene que ser estable y lo suficientemente grande para desarrollar tu actividad.
  • Tu silla debe estar a una altura que te permita tener los brazos en ángulo recto. Si puedes ajustar la altura de tu silla, piensa que la pantalla de tu ordenador debería estar a la altura de tus ojos. También, lo ideal sería que tus pies estén apoyados en el suelo o en un reposapies. ¿Suena a compañera de trabajo un poco pesada? Lo sé, pero sin embargo es E-SEN-CIAL.

oficina-productividad-decocoaching-12Home office de Katy Orme de Apartment Apothecary: aquí trabajan dos personas y cada una eligió su silla más cómoda

6.La iluminación

La iluminación es clave para un ambiente de trabajo sano. El tipo de iluminación dependerá de tu tipo de trabajo pero trata de evitar sombras y reflejos: verás mejor, cuidarás tus ojos y te cansarás menos. Para eliminar sombras y reflejos, lo mejor que puedes hacer es tener varios puntos de luz: una lámpara dedicada a la zona misma de trabajo (por ejemplo, un flexo en el escritorio), una lámpara más difusa de techo y puntos varios en la habitación si ésta es un poco grande. Pero ten en cuenta que todo depende de tu actividad y de cómo usas el espacio.

Si tienes una ventana, aprovecha al máximo la luz natural. Sin embargo, observa cómo entra la luz del sol a lo largo del día para colocar tu mesa en el mejor sitio y para quizás colocar unas cortinas o estores.

oficina-productividad-decocoaching-15Worspace de Sandra de Jesus Sauvage

7. Montar la oficina y decorarla

En este punto, ya habrás pintado, comprado muebles, elementos varios y ahora es el momento de montarlo todo.

  • Coloca los elementos según la distribución que habías dibujado en el paso 4.
  • Juega con el espacio y con los elementos. Cuida los detalles, te lo mereces.
  • Y sobre todo: ¡rodéate de objetos que te emocionan y que te gustan!

Este espacio de trabajo es tuyo y para que sea productivo para ti, te tiene que motivar. Tienes que tener ganas de sentarte allí y ponerte a trabajar. Tanto el ratón del ordenador, los lápices, tu cuaderno o las carpetas para guardar las facturas tienen que motivarte.

Nota extra: No te olvides de elegir una planta para tu espacio de trabajo. Las plantas son vida y no sólo limpian el aire sino que también transmiten energía.

oficina-productividad-decocoaching-20Oficina de Happy Interior Blog

¿Estás lista para crear tu espacio de trabajo?

About Tania Lasanta

Mentora de emprendedores, ayuda y acompaña a personas que quieren vivir de su talento a convertir sus ideas en proyectos profesionales y ponerlos en marcha. De talante analítico por su background profesional es la responsable de generación de contenido de valor para el blog de extraordinaria. Si estás empezando, ella es la persona que puede ayudarte a avanzar. Síguela en: www.tanialasanta.com

2 Comments

  • Flora Uceda

    Me has dejado deslumbrada con el post. Ya tengo trabajo para poner en orden algunas cosas que tengo pendiente.

Post A Comment